Principales errores por los que tu pyme puede terminar en fracaso

Los graves problemas financieros y la crisis que no termina de desaparecer hace muy difícil a las pymes españolas superar cada día. Sin embargo, no son estos los mayores problemas a los que ha de enfrentarse. Hay una serie de errores por los que tu pyme puede terminar en fracaso. Sobre todo en el entorno del management.

Desde CapitalPrivado MB queremos ofrecerte los más importantes para que puedas hacerles frente y evitar que tu empresa fracase. Aunque en los últimos años las pymes han mejorado, hay ciertas debilidades a las que hay que hacer frente.

Errores por los que tu pyme puede terminar en fracaso

No tener una estrategia

Una de los principales errores que cometen las pymes españolas es crear una estrategia con datos pasados y no centrándose en el presente y el futuro. Esto impide que puedan abordar los cambios que llegan con una garantía de éxito. Una visión totalmente centrada en el pasado impide que las pymes, que suelen disponer de un capital muy ajustado y recursos limitados, no pueden prosperar ni mantenerse en el tiempo.

No disponer de planificación en los diferentes departamentos

Una de las características principales de las grandes empresas es disponer de una férrea planificación en todos sus departamentos. Cada uno de ellos dispone de sus presupuestos o una previsión de cómo invertir el capital. Desde el departamento de ventas, al tesorería o el de producción.

Uno de los principales errores por los que tu pyme puede terminar en fracaso es precisamente no disponer de planificación. Muchas de las pymes españolas carecen de presupuestos y no son capaces de saber cómo invertirán el capital ni si quiera a corto plazo. Suelen centrarse en el ahora y no planificar sus movimientos para cumplir cada año unos objetivos. Planificar los diferentes departamentos es imprescindible para conseguir el éxito. Es el único modo de ir ajustando partidas a lo largo del año para que los resultados sean óptimos.

No hacer caso a las innovaciones

Las pymes que más tiempo llevan en el mercado suelen cometer un par de errores muy claros: mantener un modelo de negocio que ya resulta obsoleto e intentar llevar este negocio con estrategias pasadas de moda. Es decir, no innovan y se encargan de mantenerse en un estado de standby continuado que no les permite crecer ni desarrollarse.

En el mejor de los casos pueden mantenerse a flote, pero en la inmensa mayoría de las ocasiones carecen de la suficiente fuerza e interés como para poder subsistir. Un error verdaderamente grave si tenemos en cuenta que lo que permite de verdad que una pyme haga frente a los cambios es su capacidad de adaptarse. Por norma general una pyme suele ser más flexible que una gran empresa porque tiene más capacidad de adaptación. Pueden modernizarse a todos los niveles de una manera mucho más sencilla y menos costosa. Sin embargo, a pesar de esa flexibilidad innata suelen ser muy conservadoras a la hora de tomar decisiones. Un error grave que lastra su posibilidad de crecer y expandirse.

No hacer caso a las nuevas tecnologías

Quizá uno de los peores errores que cometen las pymes es no hacer caso a las nuevas tecnologías. Un error que está directamente relacionado con su carácter conservador y su miedo a las innovaciones. Esta característica suele reflejarse en pymes que llevan muchos años en el mercado y han perdido su capacidad de adaptación. Sin embargo, las nuevas generaciones de pymes son conscientes de la importancia de las nuevas tecnologías y de su valor para hacer crecer su empresa. Las soluciones tecnológicas son su arma directa para gestionar y apoyar las diferentes áreas que componen estas compañías.

Comments are closed.

Llámenos
Contáctenos